Curiosidades y noticias del baloncesto mundial

Entrevistas FEB Inicio Liga Endesa

Esto nos cuenta Rodrigo San Miguel en nuestra entrevista

Volver a Zaragoza, ganar un título importante y orgullo por su gran trayectoria, el base nacional Rodrigo San Miguel nos ha concedido una entrevista semanas antes de que de comienzo la temporada regular. Entre entrenamientos, partidos y viajes consiguió sacar un momento para contestar nuestras preguntas y nos ha dejado reflexiones únicas, aquí os dejamos la entrevista:

  1. Para empezar, ¿Cómo ha sido la relación entre el baloncesto y Rodrigo San Miguel desde que comenzaste siendo muy joven? Empezaste en diferentes equipos hasta llegar en 2002 al Basket Zaragoza, ¿En qué momento empezaste a asimilar que era posible dedicarte a este deporte?

Empecé a jugar al baloncesto siendo muy pequeñito. Apenas tenía 5 años cuando mis padres me apuntaron por primera vez en un campus de verano. El objetivo era simplemente que me desfogara  e hiciera deporte porque era un niño muy movido. Probé mas deportes (tenis, fútbol…) pero el que de verdad me apasionaba era el baloncesto. Poco a poco fui creciendo y destacando y por ello fui seleccionado por Aragón para participar en los diferentes campeonatos de España (alevín, infantil, cadete). Estos campeonatos me dieron visibilidad y sirvieron para que me llamara la Selección Española. Fui todos los veranos desde los 12 hasta los 20 años y pude compartir cancha con muchísimos chicos que posteriormente han acabado siendo grandísimos jugadores. Soy de la generación de Marc Gasol, Rudy Fernández, Saúl Blanco, Albert Sabat, Miquel Feliù, Adrián García… Seguramente durante aquellos veranos todos soñábamos con llegar algún día a ser profesionales pero realmente fui consciente de que podía ser una realidad cuando con 17 años me llegaron mis dos primeras ofertas profesionales (Basket Zaragoza y Estudiantes). Hasta entonces había jugado en colegios en mi ciudad y aunque había tenido la oportunidad de salir fuera de Zaragoza para jugar en canteras de clubes ACB,  nunca me lo planteé en serio. Prefería seguir en casa con mi familia y estudiando. Pero ese fue el momento decisivo.  Estuve a punto de elegir la oferta del Estudiantes ( ya que la hicieron antes) pero cuando llegó la posibilidad de jugar en mi ciudad, no pude rechazarlo. Por lo tanto podemos decir que ese verano de 2002, con tan solo 17 años y siendo aun Junior, me di cuenta de que el baloncesto iba a ser mi trabajo para los próximos años.

 

  1. Es cierto que desde Zaragoza ya no has parado, pasaste por CB Valladolid, CB Pozuelo, Plasencia, CB Valladolid, Bàsquet Manresa, Valencia Basket, CB Murcia y actualmente CB Canarias. ¿Qué has podido sacar de cada uno de los sitios? ¿La situación de ir cambiando de equipos, vestuarios, compañeros, entrenadores ha condicionado tu carácter en el campo o tu forma de juego?

La verdad que cuando echo la vista atrás y recuerdo tantos equipos, ciudades, compañeros, entrenadores…tengo un sentimiento de orgullo inmenso. Me siento una persona súper afortunada, ya que durante más de 15 años me he dedicado a mi pasión, a lo que más me gusta en este mundo. Muy poca gente tiene esa suerte y conforme he ido madurando he saboreado más esa sensación. Además me considero un privilegiado porque el baloncesto me ha hecho viajar y tener multitud de experiencias en todos los sitios en los que he jugado, (sería imposible decantarse solo por un equipo o una ciudad) pero realmente, lo más bonito de todos estos años, es la cantidad de gente que he conocido. Como me decías, he jugado ya en muchos sitios y en todos ellos ha habido personas con las que he conectado que estarán siempre en mi vida, con o sin baloncesto y eso es algo que no se puede pagar.

En cuanto a mi carácter dentro del campo, seguramente ha ido poco a poco madurando, pero supongo que se debe también a una cuestión de edad. Está claro que el Rodri de hace 15 años es diferente al de la actualidad y que de todo aprendes (entrenadores, jugadores, periodistas, aficionados…) pero creo que la esencia y la pasión es la misma.

  1. Mirándolo ahora desde otra perspectiva, ¿Entiendes que el esfuerzo ha valido la pena?

Desde luego que si. No dudo ni un solo segundo que el esfuerzo ( hay muchas horas de trabajo detrás) ha merecido enormemente la pena. He vivido cosas por las que mucha gente pagaría, y soy consciente de ello.  Soy un privilegiado, por como he dicho antes, por haber convertido mi pasión en mi trabajo.

  1. Centrándonos ahora en tus últimos años, todo ha sido muy rápido, pero has conseguido dos títulos con Tenerife y tus recientes convocatorias con la selección han sido un reconocimiento al esfuerzo de toda una vida, ¿Eres consciente de lo que has conseguido en este tiempo?

La verdad que mis dos últimos años en Tenerife han sido espectaculares. Siendo sinceros, cuando firmé en verano de 2014 por el C.B. Canarias pocos pensaban que dos años mas tarde el club iba a crecer de la manera que lo ha hecho. Pero así ha sido. El trabajo de mucha gente, entre los que me encuentro y por el que estoy muy orgulloso, ha servido para colocar al C.B Canarias en lo mas alto del panorama nacional y Europeo. Y ese trabajo bien hecho durante los últimos años ha hecho que ganáramos dos títulos y que haya podido vestir por primera vez la camiseta de la selección española.

Para mi es un honor formar parte del equipo nacional y era un sueño que tenía desde que empecé casi a botar el balón, así que lo he disfrutado como si fuera un niño pequeño.

A veces es difícil asimilar todo al momento porque como dices pasa todo muy rápido, pero probablemente por mi edad, creo que he saboreado ahora estos éxitos mucho más  que si me hubieran llegado hace diez años.

 

  1. ¿Podrías quedarte con un periodo concreto de tu carrera?

Probablemente hay tres momentos mágicos en mi carrera.

  1. La consecución de la Basketball Champions Legue delante de nuestro público en Tenerife.
  2. Semidebutar (fue mi segundo partido con España) en Zaragoza con mi familia y amigos apoyándome en la grada.
  3. La clasificación para la Copa del Rey el 21 de Enero del 2018, mismo día de mi cumpleaños y el nacimiento de mi hijo. Es un día que nunca podré olvidar.

 

  1. Con una tan labrada trayectoria, ¿qué es lo único que se te queda como espinita clavada?

 

Siempre hay objetivos que se quedan en el tintero. Cada uno a su nivel tiene objetivos incumplidos o sueños que no se han logrado. En mi caso me hubiera encantado poder haber ganado un titulo de renombre en España, ya bien sea una Copa del Rey o una Liga Endesa. Estuve muy cerca con Valencia Basket ya que perdí una final de Copa en Vitoria en 2013 contra el Barcelona.

Por otro lado y siempre que me preguntan lo he dicho, me hubiera gustado poder demostrar el nivel al que estoy ahora mismo en mi casa, es decir, en Zaragoza. Salí de allí hace muchos años cuando apenas era un niño y siempre he pensado que algún día volvería.  Han pasado muchos años y aun no se ha dado la oportunidad, pero quien sabe si algún día llega ese momento.

 

  1. Fuera de los reconocimientos que conseguiste con sudor y esfuerzo dentro de la cancha, una de las mejores marcas deportivas del panorama mundial te viste y te facilita el material necesario para dar lo mejor de ti, ¿cómo llegaron hasta ti? Formas parte a una marca que viste a grandes jugadores, nosotros te vemos como uno de ellos, pero ¿y tú? ¿Te sientes así?

Tengo la suerte de ser unos de los jugadores que la marca Under Armour viste en España. Estoy muy agradecido y me tratan fenomenal. Contactaron conmigo a través de mi agente hace 7 años (en mi primer año de Valencia Basket) cuando ellos estaban desembarcando en España y se empezaban a hacer un nombre a nivel mundial.

Respecto a la segunda pregunta, es difícil de contestar. Yo no me veo ni mucho menos como un super jugador, o como una estrella del deporte, pero si que con los años siento que soy un jugador respetado por sus rivales  que ha conseguido labrarse una carrera solida en la que es probablemente la segunda liga más importante del mundo tras la NBA.  No es fácil llegar a la élite y ni mucho menos estar durante tanto tiempo (llevo mas de 400 partidos en ACB) por lo que estoy muy orgulloso de lo que he conseguido hasta el momento.

 

 

  1. Esta temporada vuelve Txus, entrenador con el que pudisteis conseguir la Champions, ¿qué objetivos os planteáis para esta nueva etapa?

Los objetivos del C.B. Canarias siguen siendo los mismos que en las dos últimas  temporadas, pero cada año con un plus más de exigencia. Ya no somos el equipo que tenía que asentarse en la Liga Endesa  y debía luchar por no descender, sino que ahora mismo somos el equipo que ya lucha de tú a tú contra los grandes intentando entrar en Playoff y Copa de Rey.

En los dos últimos años hemos conseguido hitos que probablemente hace 7 años cuando se subió nadie se planteaba (ganar una Champions league, una intercontinental, llegar a unas semifinales de copa del rey). Por lo tanto este año tienen que seguir siendo metas asumibles que debemos  marcarnos  como referencia.

 

  1. A nivel individual ¿qué es aquello que Txus consigue explotarte mejor? ¿Notas la confianza que necesitas para dar lo mejor de ti?

Desde que llegó Txus mi juego dio un salto de calidad. Txus es un entrenador muy claro, que sabe perfectamente como sacar el máximo a sus jugadores. Yo conecté con él desde el principio y entendí que quería de mi.  En líneas generales quiere que controle al equipo,  que lo haga jugar con fluidez, que sea agresivo cuando debo serlo y que sea su prolongación en el campo. Evidentemente no siempre se consigue pero puedo afirmar que desde que llegó Txus mi juego ha mejorado y es más sólido.

 

  1. Bueno, como hemos podido comprobar es normal que con lo que transmites seas uno de los referentes de nuestro país, para acabar nos gustaría que ofrecieras un consejo para las chicas y chicos jóvenes que sueñan con poder dedicarse al baloncesto profesional.

No siempre es fácil dar un consejo, porque desde mi punto de vista cada uno tiene su aprendizaje y su forma de trabajar.  Cada uno tiene que buscar su camino, por lo que no hay una varita mágica que te diga “si haces esto llegarás lejos”.

De todos modos voy a escribir unas palabras que no son mías, sino de uno de mis ídolos y un jugador excepcional (Steve Nash). Son palabras del discurso que dio cuando ingresó en el Hall Of Fame del baloncesto y que me parecen perfectas para responder a esta pregunta:

“Para todos los niños que estáis ahí. Encontrad algo que os encante hacer. Hacedlo todos los días. Obsesionaos. El equilibrio vendrá más tarde. Usad vuestra imaginación. Ponedlo por escrito. Declarad vuestras intenciones. Marcaos pequeñas metas. Conseguidlas, y marcaos metas nuevas. Coged impulso, ganad confianza, creed mucho en vosotros mismos, trabajad más que el resto. Mirad a largo plazo. No tenéis que ser los elegidos. El secreto está en tener la resolución y el espíritu necesarios para disfrutar esos momentos en los que parece que no estás mejorando o te cuestionas por qué estás haciendo esto. Si eres paciente, esos momentos se convertirán en trampolines. Nunca dejes de esforzarte, de intentar conseguir tus metas hasta que las consigas. Pero la verdad es que, incluso cuando llegas, incluso cuando te subes a este escenario, es el esfuerzo, la pelea, la exigencia hasta el límite cada día lo que vas a echar de menos. Nunca vas a estar tan vivo como cuando le entregas a algo todo lo que tienes”

 

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *